Abierta la matrícula para cursar los idiomas del Oriente bíblico

El Instituto Teológico Compostelano abrió el plazo de matrícula para cursar sumerio, acadio, jeroglífico egipcio, arameo y hebreo, las cinco lenguas del Oriente bíblico. Las clases comenzarán el martes 25 a las cinco y media de la tarde en el edificio de San Martín Pinario, sede de la única institución académica gallega en la que se pueden cursar estas especialidades.

El curso de jeroglífico permite a los alumnos comprender la cultura egipcia partiendo de sus lenguas y escrituras. En las clases se alternará la lengua (gramática, paleografía y epigrafía) con la cultura del Valle del Nilo. El sistema de aprendizaje será progresivo y adaptado al ritmo de los alumnos para que puedan comprender los textos en todas sus dimensiones.

En el curso de sumerio se aborda la morfología de la lengua y la escritura cuneiforme, aspectos que se simultanearán con la lectura de textos de las estatuas de Gudea de Lagash, y con varias inscripciones fundacionales neo-sumerias de reyes de la ciudad de Ur (2300 – 2100 a.C.).

El curso de acadio se centrará en la fase paleo-babilónica, que se corresponde con la hegemonía de la ciudad de Babilonia en el momento en que Hammurabi (1792-1750 a.C.) reúne en torno a ella al país entero. Las sesiones se centrarán en la morfología y sintaxis de la lengua aplicada a textos de ese período. Se comenzará con la lectura del conocido Código de Hammurabi y la correspondencia de los archivos reales de la famosa ciudad de Mari.

En las clases de hebreo bíblico el alumno se aproximará a la lengua del período monárquico que precede al exilio de los judíos a Babilonia. Lo mismo sucede con el arameo, lengua adoptada por los judíos del exilio y que influyó notablemente en la literatura bíblica del post-exilio. La importancia del arameo para los estudios bíblicos está en el hecho de que amplias secciones de la Biblia, sobre todo en los libros de Daniel y Esdras, están redactadas en esta lengua.

Las clases serán semanales, en sesiones de noventa minutos.

Versión en galego