Acto “simbólico” de acogida a los peregrinos en la Praza do Obradoiro el día en que se “reabría” la Catedral y el Camino de Santiago

El arzobispo de Santiago, monseñor Julián Barrio, en el mismo día en que se hacía público un adelanto de su Carta Pastoral La esperanza de peregrinar a Santiago de Compostela-Año Santo Compostelano 2021, en la que invita de nuevo a descubrir el sentido de la peregrinación tras la incertidumbre creada por la pandemia, recibió en la Praza do Obradoiro al presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, al alcalde de la ciudad, Xosé Sánchez Bugallo, y al conselleiro de Cultura, Román Rodríguez, quienes hicieron el último tramo del Camino de Santiago desde el Monte do Gozo. Era un gesto simbólico en el mismo día en que la catedral compostelana volvía a abrir sus puertas, al igual que el centro de acogida a peregrinos, y se “reabría” el propio Camino de Santiago tras la crisis sanitaria del coronavirus.

En su carta, monseñor Julián Barrio indicaba que “muchos de los que vendréis hasta Santiago tal vez habréis perdido a personas muy queridas. Caminareis con lágrimas en los ojos, pero vuestros pasos no vacilarán porque están firmes en quien os asegura “Yo soy la Vida” (Jn. 14, 7)”. La nueva Carta Pastoral está concebida como un anexo de la que el arzobispo hizo pública en el pasado mes de diciembre, y que estará disponible en torno a la festividad del Apóstol. En ella, monseñor Barrio tiene presente la situación creada por la pandemia del Covid 19, apela a la esperanza en medio de la incertidumbre creada y apuesta por no desaprovechar el Año Santo. “Quisiera, queridos peregrinos, que, gracias a vuestra peregrinación, os convirtieseis en signo e interrogante para cuantos os observen a lo largo del camino de Santiago o de otras formas de peregrinación. Que puedan vislumbrar que, si salisteis de vuestra tierra, fue para volver más comprometidos a ella”, indica.

 

 

Versión en galego