Cáritas Diocesana de Santiago se suma a la campaña de solidaridad con Venezuela

Cáritas Diocesana de Santiago de Compostela se ha sumado a la campaña confederal de solidaridad con Venezuela, enviando una ayuda de 5.000 euros aprobada por la permanente de la institución. De este modo responde a la petición urgente de la Cáritas Nacional que puso en marcha un plan de respuesta a la crisis humanitaria de acceso a alimentación y salud y que tiene como objetivo prioritario garantizar durante un año ayuda de primera necesidad a 24.000 personas en los estados de Caracas, Miranda, Lara, Trujillo, Barinas, Anzoátegui, Zulia, Bolívar, Sucre y Vargas.

Niñas y niños menores de 5 años, mujeres embarazadas, personas de la tercera edad que viven solas y familias en situación de especial dependencia serán los destinarios de esta operación. La distribución de ayuda se realizará a través de la red nacional de Cáritas Diocesanas y Parroquiales.

Cáritas Venezuela hace esta petición de ayuda a todas las Cáritas de la red internacional ante el progresivo deterioro de las capacidades de subsistencia de las familias más vulnerables, acuciadas por el agravamiento progresivo de la escasez de productos de primera necesidad.

Según los datos aportados por Cáritas el 82% de los venezolanos vive actualmente en la pobreza. La inflación anual acumulada es de 700%, la más alta del mundo, y el FMI prevé un aumento de 1.200% en el próximo año. La inflación alimentaria reflejada por el programa de alimentación del Estado es de 833% en el último año. Asimismo, la salud se está deteriorando debido a una escasez de productos farmacéuticos.

La desnutrición aguda en menores de 5 años se ha triplicado en menos de 2 años y supera los umbrales permisibles de severidad de la OMS.

Versión en galego